Categorías
Alpine Williams

Todos los detalles sobre el posible acuerdo entre Alpine y Williams

Repasamos todas las claves de las negociaciones entre Alpine y Williams de cara a la temporada 2022 de Fórmula 1.

Novedades informativas desde Italia. Según La Gazzetta dello Sport, el equipo Williams ha entablado conversaciones con Alpine con el objetivo de convertirse en su equipo cliente. El interés por estas negociaciones es mutuo. Tanto Alpine como Williams se verían beneficiados con un acuerdo de este tipo por muchas y muy variadas razones.

La situación económica de Williams

La base de las negociaciones está en las dificultades económicas del equipo con sede en Grove. Tras la venta del equipo a Dorilton Capital, Williams pretende aumentar sus ingresos estableciendo un acuerdo con Alpine similar al de Haas con Ferrari.

De esta manera, el equipo británico podría utilizar las unidades de potencia francesas a cambio de que jóvenes pilotos de la academia de Alpine como Guanyu Zhou o Christian Lundgaard pudieran ocupar un asiento en Fórmula 1 de la mano de Williams. Esto beneficiaría a Alpine a nivel deportivo y supondría un cambio de tendencia en cuanto a los acuerdos de motorización.

Un cliente menos para Mercedes

Actualmente, el equipo Mercedes es el que más clientes posee: Aston Martin, McLaren y Williams. Por su parte, Ferrari y Honda suministran unidades de potencia a dos equipos de la parrilla. En el caso de los Maranello, sus equipos clientes son Haas y Alfa Romeo. Las escuderías hermanas Red Bull y AlphaTauri utilizan las unidades de potencia de Honda, que seguirán manteniendo hasta 2025 bajo el nombre de Red Bull Powertrains Limited. Solamente Alpine no posee un equipo cliente en la actualidad, lo cual merma su capacidad de desarrollo del motor.

Leer más: Red Bull llega a un acuerdo con Honda para usar sus motores hasta 2025

El reparto sería más proporcional si el acuerdo termina fructificando. El dominio de Mercedes en este ámbito se reduciría y todos los motorizadores tendrían dos equipos clientes salvo Alpine, que se asociaría con Williams. Dicho acuerdo entraría en vigor en 2022, un año clave debido al cambio del reglamento técnico. Además, Mercedes tendría mayores problemas más allá de perder su estable alianza con Williams. Uno de ellos es George Russell.

El dilema Russell

El equipo Mercedes tiene actualmente en la parrilla un piloto cedido precisamente en Williams. Su nombre es ya conocido por todos los fans: George Russell. El joven piloto británico ya ha demostrado un talento extraordinario a bordo del Williams. También lo hizo en Mercedes en el GP de Sakhir 2020 cuando sustituyó a Hamilton. Si finalmente sale adelante el acuerdo entre Alpine y Williams, Mercedes se vería obligado a ofrecer un asiento a George Russell de cara a 2022.

Esto no debería ser un problema demasiado grande para la escudería alemana. Sus dos pilotos terminan contrato al término de la temporada 2021. Son muchos los medios que aseguran que Hamilton se retirará de la Fórmula 1 si logra su octavo título mundial, algo que parece bastante probable. Por otro lado, la situación de Valtteri Bottas es complicada. Solo una fantástica temporada este año podría salvar el asiento del finlandés en 2022.

Esta situación abre las puertas de Mercedes a un George Russell que afronta este año su tercera temporada en Williams. Está claro que no habrá una cuarta. Y es que si el acuerdo Williams-Alpine sale adelante Russell se quedará sin sitio en la escudería de Grove. Tampoco parece que Mercedes quisiera alargar más la estancia del británico en Williams. No obstante, Toto Wolff ya ha indicado que están explorando contratar a Esteban Ocon, expiloto del programa de jóvenes promesas de Mercedes. Todo ello después de que a finales de 2019 la escudería alemana apostara por renovar nuevamente a Bottas y dejar libre a Ocon, que terminó fichando por Renault.

La posible marcha de Lewis Hamilton y Valtteri Bottas abriría la puerta a una dupla Russell-Ocon. Sin embargo, el francés deberá demostrar este año todo su potencial ante un bicampeón del mundo como Fernando Alonso. Por otro lado, algunos medios internacionales sitúan a Verstappen como posible candidato al asiento de Lewis Hamilton si el británico se retira. Esto complicaría la continuidad de George Russell en la Fórmula 1. Resulta difícil pensar que Mercedes opte por juntar a dos pilotos de la talla de Max Verstappen y George Russell. En ese caso, Mercedes no tendría más opciones que ceder nuevamente a su piloto a uno de los equipos de la parrilla y parece complicado que sus clientes, Aston Martin y McLaren, puedan ofrecerle un hueco a George Russell.

Un acuerdo vital, pero complicado

Son muchos los ojos puestos en este posible acuerdo Williams-Alpine. Para Williams supondría un respiro importante a nivel económico y para Alpine un salto cualitativo definitivo. La propia Fórmula 1 se vería beneficiada, ya que un acuerdo de estas características equilibraría la balanza de equipos clientes y motorizadores, al mismo tiempo que salvaría económicamente a un equipo histórico como Williams. No obstante, el acuerdo también presenta dificultades.

Alpine está empeñada en que Williams se convierta en su equipo cliente aprovechando su debilidad económica. Sin embargo, en Williams no lo tienen tan claro. Saben que en términos económicos el acuerdo sería muy bueno para la escudería, pero albergan sus dudas a nivel deportivo. Históricamente el equipo Williams siempre ha sido contrario a ser equipo cliente de ninguna marca. No obstante, la compra de la escudería británica por parte de Dorilton Capital puede modificar este enfoque.

A nivel deportivo también existen dudas en relación a este acuerdo. El monoplaza de Williams para 2022 ya ha comenzado a fabricarse y eso es una losa importante. Sobre todo si se tiene en cuenta que Williams había profundizado en su alianza con Mercedes para que los alemanes diseñaran también la caja de cambios de los de Grove.

Lo cierto es que se trata de un acuerdo difícil. Las negociaciones ya están en marcha, pero no parece que el trato se vaya a cerrar a corto plazo. De momento lo único que sí es seguro es que esta semana ambos equipos presentarán sus monoplazas para este año. Los franceses lo harán mañana día 2 de marzo, mientras que los británicos mostrarán su nuevo monoplaza el viernes 5 de marzo.

Deja un comentario