Categorías
McLaren

Lando Norris y el lado más amargo de la Fórmula 1: “Estoy devastado”

El piloto de McLaren llevó la contraria a su equipo en varias ocasiones y eso le costó la primera victoria de su vida en Fórmula 1.

Pudo ser la primera victoria de su vida en Fórmula 1. Sin embargo, la lluvia de Sochi difuminó todas las esperanzas de un Lando Norris que terminó hundido el GP de Rusia tras haberlo dominado durante prácticamente toda la carrera. Al final, un séptimo lugar que sabe a derrota total.

El fin de semana de Lando Norris estaba siendo perfecto. Con la Pole obtenida el sábado, el piloto de McLaren era uno de los favoritos para hacerse con la victoria en Sochi. Pese a perder la primera posición en la salida en favor de Carlos Sainz, el piloto británico no dejó de presionar a su querido amigo de Ferrari. En la vuelta 11, con el español sufriendo con sus neumáticos, Norris recuperó un liderato que no volvería a perder hasta la lluvia final.

La inexperiencia acabó con Norris

En las últimas 15 vueltas, Lewis Hamilton comenzó una persecución sobre Lando Norris para ganar la carrera. Sin embargo, el de McLaren aguantaba a buen ritmo. Se encontraban a poco más de un segundo de distancia cuando la lluvia decidió ser protagonista en Sochi.

El equipo le pidió a Norris que entrara en boxes hasta en dos ocasiones, pero Lando decidió mantenerse con los neumáticos de seco. La lucha por el liderato estaba al rojo vivo. Mientras tanto, Hamilton, que en un primer momento se negó a poner intermedios, entró en boxes a la vuelta siguiente haciendo caso a la orden de Mercedes. Y ahí estuvo la clave. Con el tiempo, Hamilton ha comprendido que normalmente es el equipo el que tiene los datos y, por tanto, más probabilidades de acierto en la toma de decisiones. Esa dilatada experiencia, de la que Norris aún carece, fue lo que posibilitó la victoria de Lewis y lo que hundió a Norris.

Norris solo se dio cuenta de su error cuando Hamilton le adelantó con los neumáticos intermedios. La pista estaba tan encharcada en ese momento que Norris sufrió para llevar el coche a boxes perdiendo muchísimo tiempo y finalizando en séptima posición. Tras la carrera, Lando Norris se mostró profundamente descontento y al borde de las lágrimas. Esto fue lo que dijo:

No sé qué decir, no sé por dónde empezar. Estoy descontento y devastado. El equipo me llamó para entrar a boxes, pero decidí quedarme fuera de todos modos, pensando que era la mejor jugada.

Lando Norris

Pese al grave error final, los aficionados concedieron el premio al piloto del día a Lando Norris. Lo cierto es que hasta la aparición de la lluvia el pilotaje de Norris fue soberbio. El piloto de McLaren se lleva una gran lección deportiva en Sochi que seguro que le será de utilidad en el futuro.

Deja un comentario